Fernando Wendt: “Nuestro objetivo es ser el club más importante de la zona norte”

0
356
El actual vicepresidente de Platense, Fernando Wendt. Foto: Ignacio Rivarola.

El actual Vicepresidente 1º de Platense dialogó con el Departamento de Prensa del club.

El directivo primero analizó la situación actual de la institución, atravesada por la pandemia, pero también se tomó unos minutos para hacer un repaso de lo que fue su gestión como Presidente y los objetivos que se fijaron para este segundo mandato.

Para cerrar, se refirió a las obras que están planificadas y que en algunos casos ya habían comenzado a realizarse antes del aislamiento obligatorio, como así también de la situación actual del básquet profesional.

¿Cómo podrías definir este momento que atraviesa Platense en medio de esta pandemia?
-La verdad es que por un lado estoy preocupado por la situación general del mundo, del país y obviamente de nuestro club, pero al mismo tiempo con una visión optimista de lo que viene. Creo que todo este proceso que estamos atravesando nos fortaleció en un montón de aspectos que por ahí en el día a día no se le presta tanta atención; pudimos reforzar y ampliar el costado social, lo cual me parece un aspecto súper saludable e importante. A su vez, creo que mejoramos en el funcionamiento colectivo como Comisión Directiva. Ser presidente de un Club es muy complejo y en estos tiempos muchísimo más. Por eso destaco y valoro el liderazgo de Pablo Bianchini, quien desde el primer momento de la cuarentena tomó decisiones rápidas y con el foco puesto en atender las necesidades más urgentes del Club, con cada una de las personas que están vinculadas con Platense, incluyendo empleados, planteles, profes, cuerpos técnicos, la masa societaria en general, etc. Creo, además, que habernos constituido como Comisión Directiva con casi todas las agrupaciones del club, nos dio un impulso para atravesar este momento. Nos ordenamos y cumplimos con todas las obligaciones que teníamos. Durante la anterior gestión iniciamos un trabajo muy importante de posicionamiento institucional y trabajo con los distintos niveles gubernamentales, con la Municipalidad de Vicente Lopez, el gobierno de CABA, el gobierno de la provincia de Buenos Aires y también a nivel nacional. Ese trabajo, hoy continúa de la misma manera con las nuevas autoridades gubernamentales que asumieron en diciembre y en todos los niveles de los distintos gobiernos. Es un proceso continuo en la búsqueda de cuidar los intereses de Platense. Soy optimista a futuro porque creo que todo este trabajo y ese liderazgo de quienes tenemos los roles más importantes dentro de la comisión directiva, nos va a posicionar en una plataforma hacia adelante mucho más sólida de la que teníamos antes de que empiece la pandemia.-

¿Cómo evalúas tu gestión? ¿Hiciste tu balance personal de los tres años como presidente del club?
-Si, obviamente hice mi balance personal. Lo hice varias veces. Además de eso, realizamos balances grupales, hablamos mucho con Pablo, con los otros vices (Juan Manuel Abril y Horacio Salvo respectivamente) y distintos miembros de la comisión directiva, capitalizando el aprendizaje de tres años de gestión. El balance general es positivo. Logramos cumplir con muchos de los objetivos que nos habíamos propuesto. Indudablemente, el ascenso fue el más importante, y otros quedaron pendientes, entendiendo la complejidad de lo que significa llevar adelante un club como Platense. Ese aprendizaje, el ordenamiento administrativo y financiero, nos permite en este segundo periodo -con Pablo ahora como presidente- construir a partir de lo que logramos sobre esos tres años. Seguimos avanzando y Platense está hoy mejor parado que hace tres años y medio atrás.

Fernando Wendt pasó de ser Presidente a Vice en el último recambio de autoridades. Foto: Gonzalo Ciaffone.

En este nuevo ciclo, desde tu gestión social deportiva, ¿Cómo se ha encarado esta etapa de cuarentena?
-Ahora me toca como vicepresidente estar a cargo de toda el área deportiva que el club tiene. Es un rol que ya tuve, que conozco, me gusta y disfruto. Es muy distinto, comparado con la etapa anterior, por esta situación de la pandemia. Tuvimos que reinventarnos, aprender y ahí quiero destacar el trabajo que han hecho desde profes, subcomisiones de cada una de las actividades, porque la verdad es que han llevado a cabo y continúan sosteniendo los entrenamientos vía zoom, con creatividad para mantener la llama encendida del deporte y de la identificación con el club, a través de juegos, actividades, desayunos, meriendas, charlas con psicólogos, nutricionistas, de todos nuestros deportistas, desde los más chicos hasta los más grandes. El trabajo que se está haciendo es inmenso. A veces no se nota demasiado porque es una tarea artesanal, pero gracias a esa labor hoy seguimos manteniendo a la mayoría de chicos y jóvenes que practican deportes en Platense, identificados con el club, perteneciendo y haciendo actividades dentro de lo que es este contexto de pandemia, pero en Platense. Es importante para cuando podamos reabrir, ya que vamos a poder partir desde este punto y fue gracias al trabajo que se realiza día tras día.

Te llevo al terreno del básquetbol, ¿en qué situación se encuentra la actividad? ¿Cómo finalizó todo y cuál es la idea a futuro para cuando se reanude?
-Como es de público conocimiento, el torneo se terminó en marzo de este año. Primero se suspendió y luego se dio por finalizado el campeonato. Al igual que en el fútbol, negociamos la terminación contractual del plantel y del cuerpo técnico. A ellos también quiero agradecer ya que entendieron la situación y pudimos resolver muy fácilmente entre las partes. Respecto a lo que viene, todavía no hay claridad. La intención de la Confederación de Básquetbol de Argentina y de la Asociación de Clubes es iniciar el torneo en octubre, pero va a depender de las decisiones del gobierno nacional, los gobiernos provinciales y municipales ya que la apertura implica muchas cosas y es de una complejidad alta. Sin dudas, los protocolos van a ser mucho más estrictos que en el fútbol ya que es un deporte que se práctica en lugares cerrados y que requiere de viajes, por lo tanto la incertidumbre es grande en cuanto a la vuelta. Nuestra intención es seguir participando y continuar en el proceso que ya lleva muchos años, que colabora con el Platense grande que queremos todos.

¿Qué te gustaría decirle a los que aún ven el básquet como otro club, como un impedimento económico con relación al fútbol?
-Sostengo lo que dije siempre con respecto al básquet. Es una actividad que tiene una historia muy linda dentro de Platense, de muchos años y muchas etapas distintas, diferentes. Esta es una que tiene una pata que es profesional, pero la otra es sumamente más importante que es la amateur con más de 120 chicos representando a Platense. Es uno de los deportes principales de Argentina y posicionó al club en un lugar destacado a nivel nacional, nos dio visibilidad y hoy se habla muy bien de Platense en todos lados. Eso se debe a este proceso que lleva muchos años. A quienes todavía dudan, darles la tranquilidad que es un proyecto que siempre buscamos que sea autosustentable y que no distraiga ningún recurso que tiene que destinar el club a su funcionamiento principal para el básquet, que no afecte a las finanzas. Más bien, el básquet colaboró con las finanzas más que quitarles recursos. A través del básquet aparecieron sponsors que también ayudaron a la economía general. Vamos a seguir por ese camino. En ningún momento vamos a tomar una decisión que implique comprometer recursos de la Tesorería del club para tener básquet profesional. Eso es un hecho. En el extremo de los casos, podríamos hacer desaparecer el básquet profesional de Platense, y eso no va a hacer que Platense esté mejor, ni que logremos mejores resultados en otros deportes como el fútbol. Por el contrario, cuando sufrimos los descensos en fútbol, el básquet profesional no existía en el club. Me parece que el fútbol y el básquet se complementan. Queremos tener más actividades en primeros planos nacionales y no menos, porque eso nos fortalece como institución y mejora la imagen y el posicionamiento de Platense.

Así están hoy las obras en el microestadio de básquet de Platense. Foto: Departamento de Prensa.

Con relación a la obra del microestadio ¿En qué situación está?
-La obra se paró cuando cerramos el club, el 19 de marzo. No pudimos retomarla hasta el momento, pero la intención -ya que tiene un fondeo específico- es continuarla y terminarla. Ese fondeo no implica un solo centavo de ningún presupuesto de la Tesorería del club. Por lo tanto, cuando estén dadas las condiciones para retomar la obra -cosa que estamos tramitando con la municipalidad- no sólo vamos a terminarlo, sino que vamos a continuar con todo el plan escalonado de obras que ya se anunció. Parte del optimismo que decía antes, es que los trabajos que vamos a hacer y la inversión que haremos en infraestructura nos dejará un club mejor para cuando vuelvan las actividades deportivas. La intención es culminar la obra y tener nuestro microestadio, siendo esta la primera etapa de un proyecto más ambicioso que le va a dar a Platense una imagen diferente.

Hace bastante tiempo dijiste que Platense debe ser la institución más importante de zona norte, ¿en qué lugar está hoy?
Cuando asumimos con la gestión anterior nos propusimos como objetivo, como visión, desarrollar un modelo de club, ser la institución más grande de zona norte y estar en los primeros planos de los clubes grandes de la Argentina. Trabajamos para eso. Creo que hoy tenemos un consenso, no sólo con quienes estuvimos en la comisión directiva anterior, sino con quienes se incorporaron y con el resto de las agrupaciones, en esa visión de ser un club social, deportivo, el que todos queremos y muchos ya vivimos. Todos los días trabajamos con esa meta, con ese objetivo. Me parece que las tareas sociales que se están haciendo en este momento de pandemia y las obras de infraestructura que se van a empezar a realizar a partir de agosto van en ese sentido. Vamos a tener una mejor infraestructura, lo cual nos da una plataforma para ser un mejor club. Esa es una impronta que Pablo como presidente nos pidió a los “vices” y al resto de la comisión. No tenemos que perder de vista el objetivo que nos fijamos que es ser el club más grande de zona norte. Hoy estamos mejor y todos los días damos un paso más en ese sentido. Es un objetivo que no tiene línea de llegada, es algo permanente, siempre buscamos la forma de mejorar a Platense, de posicionarlo y de ser esa institución que soñamos todos los calamares.

Para cerrar, ¿cómo te imaginas al club después que pase la pandemia?
-Como te venía diciendo, soy optimista a futuro. Ya estamos trabajando en cómo nos imaginamos el funcionamiento del club post pandemia o, mejor dicho, durante la pandemia, porque supongo que va a haber actividades como el fútbol que van a volver pronto. Hay un grupo específico de la comisión directiva que se armó para trabajar con la cabeza en el regreso de los deportes profesionales, los deportes amateurs, los empleados y cómo será la adecuación para que puedan volver al trabajo en ambas sedes (en el predio Alejandro Mariani Dolán y en Vicente López). Hay un grupo grande de la comisión que piensa en los protocolos, en qué obras necesitamos hacer. Creo que Pablo -nuevamente- tomó una muy buena decisión de anticiparnos y ponernos a trabajar con el foco en los temas importantes, pensar en el club que viene en el futuro. En ese sentido, nos estamos anticipando e intentando diseñar una estrategia que nos permita volver, con todos los cuidados que se requieran, cuando las autoridades de los distintos gobiernos así lo determinen. Desde lo deportivo, con la gestión que se hizo con el plantel de fútbol sosteniendo a la gran mayoría; el trabajo de las actividades en cada uno de los deportes para sostener a nuestros atletas; Platense Ayuda que nos posicionó como un club al que le importa y se ocupa de lo que le pasa a su masa societaria y a toda su comunidad. Todo el trabajo que se realiza desde el Departamento de Género y Diversidad al igual que Platense Incluye, entendiendo cuál es el futuro y el cambio cultural que implica la diversidad de género y el ser un club inclusivo. En todos esos aspectos, nos posiciona para la post pandemia de la mejor manera. Obviamente va a requerir de un esfuerzo, de un cambio cultural de todos nosotros como directivos, pero también de todos los socios para que Platense vuelva a funcionar normalmente.

Fuente: Departamento de Prensa de Platense

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here