Estadio Ciudad de Vicente López: 40 años siendo el hogar de esta pasión

4
1228

Platense dejó su estadio de Manuela Pedraza y Crámer y a partir de ese momento estuvo jugando en canchas alquiladas hasta que finalmente ocho años más tarde estrenó su nueva casa, el estadio Ciudad de Vicente López, el 22 de julio de 1979 en un partido ante Gimnasia de La Plata correspondiente al torneo Petit, más comúnmente conocido como el “Cuadrangular de la Muerte” que también disputaron Atlanta y Chacarita.

El Calamar finalmente terminaría ganando ese certamen y asegurando su lugar en Primera, por lo que se puede asegurar que el nuevo estadio de Vicente López vino con la permanencia bajo el brazo.

En el lapso de tiempo que lleva construido el Ciudad de Vicente López vio pasar grandes jugadores como Marcelo Espina, Claudio Spontón, Lucas Pusineri, Eduardo Coudet, David Trezeguet, Gonzalo Bergessio, Ernesto Ulrich, Juan Mercier, Daniel Vega, José Chatruc, Luis Islas, Carlos Alfaro Moreno y José Luis Petti, entre otros.

El Ruso Spontón, que jugó en Platense entre 1987/90, 1994 y 1997/99, destaca lo que significa vestir la pilcha calamar en el estadio Ciudad de Vicente López: “Para mí el estadio de Platense es como mi segunda casa y el lugar en el que pude cumplir mi sueño de ser jugador profesional y de lograr cosas importantes, porque jugando para el Calamar fui citado a la Selección y también me vendieron a River. En el Ciudad de Vicente López tuve alegrías, como formar parte del equipo que fue puntero y también de terminar goleador de un campeonato junto a Marcelo Espina, pero también tristezas: la más grande fue el descenso que sufrimos en 1999. En ese momento dije que se incendiaba mi casa y que no la pude salvar; es un herida que todavía me duele y que solamente va a cicatrizar cuando Platense vuelva a Primera”.

Otro de los jugadores destacados que vibró al jugar en el Ciudad de Vicente López es el actual manager del club, Juan Amador Sánchez, quien destaca: “Tengo una historia con el estadio, porque la primera vez que vine a Buenos Aires a probarme a Huracán entré por la Panamericana, doblamos en la General Paz y vi un estadio con mucha gente: cuando pregunté, me dijeron que se estaba inaugurando la cancha de Platense. Finalmente tuve la suerte de poder jugar ahí y de que mi hijo Alan también lo haga. Es un orgullo que él haya salido campeón como jugador en 2006 y yo como manager en 2018: hay una ligazón muy importante de Platense con la familia Sánchez y la verdad es que siento al club como mi segunda casa”.

Además de estos gratos recuerdos, Amador Sánchez atesora uno muy lindo de cuando defendió la casaca Calamar entre los años 1987 y 1990: “A mí me tocó vivir un momento muy lindo, porque estuvimos dos años sin perder de local cuando nos dirigían el Chavo Anzarda y José Ramos Delgado. En esa época de la Primera División era muy difícil lograr mantener una racha así”, recordó.

Nota: Juan Pablo Estevez (Clarín).

4 Comentarios

  1. En este artículo, se enuncia a algunos de los jugadores más importantes que jugaron en esta cancha, pero el autor omite mencionar, a Miguel Ángel Juárez y a De Vicente, tristemente los dos desaparecidos. Ellos junto con Alfaro Moreno, a mi entender, nunca pueden faltar, en la memoria de un hincha calamar. Daba gusto verlos jugar, sólo con las decenas de goles, por sí mismo, que hacían por temporada, los dos punteros, y las gambetas de lujo y los cabezazos del volante, les aseguro, para quienes no los vieron, que las alegrías fueron enormes. También, con enorme trisreza, debo recordar que hace dos décadas que no jugamos en la división superior, ello, en el hincha a calado profundo, y su dolor es inmenso. No quiero dejar pasar, dos circunstancias, la presidencia del Sr. Ginanni, un modelo de dirigente, que con poco dinero construyó la primera tribuna. Pero a Platense, en el diseño de su estadio, le pasó lo que le pasa a los pobres, en donde su casa es la más cara, por no tener un proyecto previo, en cosecuencia luego vienen las demoliciones y las construcciones para solucionar ese mal diseño.El estadio debió construirse parcialmente a lo largo y no a lo ancho, ese fue el objeto de su adquisición. La cancha mientras tanto, seguiría con su orientación actual, hasta que tuviere un espacio para su sede social, como cuenta desde hace varias décadas con Saavedra y Benavídez. Trasladar allí sus actividades sociales y concluir con la construcción de las tribunas faltantes y la cancha paralela a la General Paz, con estacionamiento subterráneo debajo de la cancha.

  2. TODO BIEN RECORDAR A LOS GRANDES JUGADORES QUE SUPIERON JUGAR EN NUESTRO ESTADIO.
    TODO BIEN CON ESTE RECUERDO, PERO POCO DESCRIPTIVO DE LO QUE SIGNIFICÓ PARA EL CLUB, VOLVER A TENER SU PROPIO ESTADIO.
    QUIZÁS SERÁ POR QUE NO FUERON CONTEMPORANEOS DE AQUELLOS AÑOS, O QUIZÁS PORQUE NO PROFUNDIZARON SOBRE LO QUE SIGNIFICÓ COMENZAR A CONSTRUIR EL ESTADIO, EN MEDIO DE UNA CRISIS FENOMENAL, TANTO DEL CLUB COMO DEL PAÍS.
    SERÍA BUENO NO OMITIR A LOS CIENTOS Y CIENTOS DE ASOCIADOS QUE COLABORABAN CON LA COMPRA DE LADRILLOS, BOLSAS DE CEMENTO, CAMIONES HORMIGONEROS, ETC., TODO ADMMINISTRADO POR LOS PROPIOS SOCIOS QUE INTEGRABAN LA COMISIÓN "COPROEST.
    O RECORDAR A AQUELLOS ASOCIADOS QUE TRABAJARON HASTA LA MADRUGADA DEL SABADO 22 HORMIGONANDO LA ENTRADA DE PLATEAS Y EL PASILLO QUE LLEVABA A LA POR ENTONCES INAUGURADA COMO TRIBUNA POPULAR (HOY PLATEA), PARA PODER CUMPLIR CON LA PROMESA HECHA A JULIO GRONDONA DE QUE LA CANCHA IBA A ESTAR EN CONDICIONES
    O EL APOYO ABSOLUTO DE LA INTENDENCIA DE AQUEL ENTONCES, QUE FACILITÓ TODOS LOS DETALLES PARA QUE "EL CALAMAR" PUDIERA JUGAR CONTRA GIMNASIA Y ESGRIMA EN SU PROPIA CANCHA.
    O LAS CASI 5000 FANATICOS DEL "LOBO" QUE QUEDARON SIN PODER ENTRAR, DADO QUE LOS VISITANTES OCUPABAN "LA LINERS" DE LA CUAL SOLO SE HABÍA CONSTRUÍDO LA MITAD.
    RECUERDOS IMBORRABLES DE UNA "GESTA CALAMAR" QUE SIGNIFICÓ QUE PLATENSE PUDIESE TENER SU ESTADO PROPIO Y NO ALQUILADO.
    RECUERDOS IMBORRABLES DE UN PLATENSE , QUE POR TODA ESA HISTORIA, TIENE LA OBLIGACIÓN DE RECUPERAR EL LUGAR QUE NUNCA DEBIÓ PERDER.
    Y NO ESTARÍA DE MAS, CONSIDERO QUE HUBIESE SIDO MAS IMPORTANTE QUE NOMBRAR A ALGUNOS JUGADORES, PRESENTAR A LAS 3 COMISIONES DIRECTIVAS QUE HICIERON POSIBLE LA CONCRECIÓN DE ESE SUEÑO
    ES UN OLVIDO IMPERDONABLE NO NOMBRAR AL "NEGRO HAEDO", ARQUITECTO QUE DISEÑO Y DIRIGIÓ LA OBRA, POR LA CUAL NO COBRÓ UN SOLO PESO, O AL ARQUITECTO ZACHEO QUE FUE UNO DE LOS MAS FERVIENTES IMPULSORES DE LA IDEA.
    LOS DEMAS SON CONOCIDOS ALGUNOS MAS QUE OTROS, PERO TODOS TRABAJARON PARA SERVIR A PLATENSE Y NO SERVIRSE DE EL.
    POR TODAS ESTAS "GRAGEAS" PLATENSE DEBE RECUPERAR UN LUGAR QUE NUNCA DEBIÓ PERDER CRISIS DE LA CUAL LE CUESTA MUCHISIMO SALIR POR NO CONTAR CON UNA "IDEA FUERZA" RECTORA QUE SEPA ENCOLUMNAR A LOS SOCIOS Y SIMPATIZANTES DEL CLUB SIN DISTINGOS NI POLITIQUERÍA BARATA Y BERRETA.

  3. UNA HISTORIA MUY GRANDE LA DE TENSE. RECORDAMOS GRANDES EQUIPOS COMO AQUEL DE LA SEMI FINAL CON ESTUDIANTES DE LA PLATA AÑO 1967. TENEMOS MUCHOS AÑOS, TODOS ÉSTOS VETERANOS Q´ ESTAMOS ACÁ, NO BAJAMOS DE LOS 68 AÑOS Y HASTA LOS 87 PIRULOS…ESTAMOS TODOS DE ACUERDO QUE EL DEL 67, SI NO FUE EL MEJOR, ESTUVO ENTRE LOS 5 EQUIPOS DE PLATENSE DE LA HISTORIA. <¡¡MERECIA HABER SALIDO CAMPEON!!
    ES JUSTO RECORDAR A PAPÁ MANSUETO, EL GRAN TOPINI–>en esa semi no jugó por estar lesionado–GUYON, GIANETTI, RIVERO, RECIO, MIGGIONE, JORGITO MIRANDA, CARLOS BULLA, EL PAJARO SUBIAT, L.MEDINA. ADEMAS CON UN BANCO DE SUPLENTES BUENISIMO… LA LLEGADA A V.LÓPEZ, –CLUB DE PLATENSE Y NO DE LA LOCALIDAD–NOS TRAJO ESE CUADANGULAR FINAL DEL AÑO 1979, PARA NO DESCENDER Y QUE SE SALVABA 1 EQUIPO SOLO, EL CAMPEON DE ESE MINI TORNEO, QUE FUÉ EL CALAMAR CON BUENOS JUGADORES, MIGUELITO JUAREZ, FALLECIDO HACE 40 DIAS,, JUGAD. COMO OVIEDO, PETTI, MASTROMAURO, GRIMOLDI, CORTES, PEZOA, GILÉ, QUE SON DIGNOS DE RECORDAR…CUENTAN QUE EN DECADAS COMO LAS DEL 30-40- Y 50, PLATENSE TMB. HA TENIDO GRANDES EQUIPOS.

    FUERTE ABRAZOS A TODOS LOS CALAMARES!!!!

  4. Es hora que el estadio pase a llamarse Roberto Goyeneche, y la tribuna local Enrique Topini o José Luis Petti.

Opiná, dejá tu comentario